MENÚ
Cargando...

Los dineros del Estado

 Los dineros del Estado son muchos y por tal razón son pasibles de cualquier manejo sobre todo por los inescrupulosos que se aprovechan de su disponibilidad, pero no solamente de aquéllos que han podido apropiarse de parte de los billetes, sino también del que distribuye su uso correcto o no en los planes de un gobierno, tal el caso del ingreso indiscriminado de empleados como así también de la creación de cargos y estamentos que no se justifican.

Emilio Balado

Según la información periodística se ha enviado a la Legislatura un presupuesto con una cantidad inusual de ministerios de dudosa necesidad, para el manejo que necesita la Provincia. Es así que si consideramos el arrastre que cada compartimiento tiene de Secretarías, Administración y otras «yerbas» como vehículos, choferes, gastos de todo tipo para su funcionamiento, nos encontramos que se ha sobredimensionado las necesidades reales del Estado.
 Cuando se creó este territorio como provincia su gobierno contenía solamente tres ministerios. Entendemos que el transcurso de los años, las necesidades son otras pero también está en la mente de los entendidos agrupar las distintas áreas en estancos que no signifiquen al erario público un costo desmedido, ya que funciones afines -que además tengan un justificativo cierto- puedan manejarse sin crear la necesidad de un gasto excesivo.
 El manejo desmedido en la planificación del Estado nos ha llevado en nuestro caso a padecer en estos momentos de un déficit del que costará salir, y que está perjudicando a todos los estamentos de la vida ciudadana, con la falta de pago de sueldos en tiempo, atrasos significativos en la deuda a proveedores, a la falta de administración del presupuesto, donde en algunos casos se está violando la Constitución y en definitiva un desorden que afecta al erario público.
  Pensar que compromisos por un lado y la falta de visión por otro nos llevaron a este estado de cosas, nos está marcando la necesidad de ser cautos en la administración del Estado, ya que de no ser así continuaremos en el «barranca a bajo» que estamos transitando. 
Para más de males, hace muy poco se votó y el electorado ha decidido la permanencia por otro periodo de las actuales autoridades, lo que está señalando que de no tener la oportunidad de corregir el problema, debamos esperar otro ciclo electoral, rogando a Dios que las cosas cambien. 
De no ser así el futuro será más que incierto. Si consideramos que  Chubut es una de las provincias más ricas de la Argentina y con su escasa población podríamos darnos algunos lujos, como vivir dignamente sin sobresaltos, pero en fin: habrá que esperar que aclare, como dice el dicho popular.
          
 

Comentarios

Los dineros del Estado

 Los dineros del Estado son muchos y por tal razón son pasibles de cualquier manejo sobre todo por los inescrupulosos que se aprovechan de su disponibilidad, pero no solamente de aquéllos que han podido apropiarse de parte de los billetes, sino también del que distribuye su uso correcto o no en los planes de un gobierno, tal el caso del ingreso indiscriminado de empleados como así también de la creación de cargos y estamentos que no se justifican.

Según la información periodística se ha enviado a la Legislatura un presupuesto con una cantidad inusual de ministerios de dudosa necesidad, para el manejo que necesita la Provincia. Es así que si consideramos el arrastre que cada compartimiento tiene de Secretarías, Administración y otras «yerbas» como vehículos, choferes, gastos de todo tipo para su funcionamiento, nos encontramos que se ha sobredimensionado las necesidades reales del Estado.
 Cuando se creó este territorio como provincia su gobierno contenía solamente tres ministerios. Entendemos que el transcurso de los años, las necesidades son otras pero también está en la mente de los entendidos agrupar las distintas áreas en estancos que no signifiquen al erario público un costo desmedido, ya que funciones afines -que además tengan un justificativo cierto- puedan manejarse sin crear la necesidad de un gasto excesivo.
 El manejo desmedido en la planificación del Estado nos ha llevado en nuestro caso a padecer en estos momentos de un déficit del que costará salir, y que está perjudicando a todos los estamentos de la vida ciudadana, con la falta de pago de sueldos en tiempo, atrasos significativos en la deuda a proveedores, a la falta de administración del presupuesto, donde en algunos casos se está violando la Constitución y en definitiva un desorden que afecta al erario público.
  Pensar que compromisos por un lado y la falta de visión por otro nos llevaron a este estado de cosas, nos está marcando la necesidad de ser cautos en la administración del Estado, ya que de no ser así continuaremos en el «barranca a bajo» que estamos transitando. 
Para más de males, hace muy poco se votó y el electorado ha decidido la permanencia por otro periodo de las actuales autoridades, lo que está señalando que de no tener la oportunidad de corregir el problema, debamos esperar otro ciclo electoral, rogando a Dios que las cosas cambien. 
De no ser así el futuro será más que incierto. Si consideramos que  Chubut es una de las provincias más ricas de la Argentina y con su escasa población podríamos darnos algunos lujos, como vivir dignamente sin sobresaltos, pero en fin: habrá que esperar que aclare, como dice el dicho popular.
          
 

Conectar
Crear cuenta